LA QUEIMADA: Exorcización de los malos espíritus

LA QUEIMADA

En este artícuclo queremos hacer un pequeño homenaje a todos nuestras amigos y amigas de la maravillosa Galicia, tierra mágica y llena de leyendas sobre meigas y seres fantásticos. 

Meiga

Meiga

La queimada es un ritual colectivo, es la exorcización de los malos espíritus y la llamada de los buenos que llegan a nosotros con buenas energías. Se le atribuyen facultades curativas y así mismo también ahuyenta a las meigas, de ellas se cuenta que persiguen a hombres y mujeres para maldecirlos. Ya se sabe: “Eu non creo nas meigas, pero habelas hainas” (Yo no creo en las brujas, pero haber, las hay)

Los ingredientes que necesitaréis para preparar el ritual son: 1 litro de aguardiente, 150 gramos de azúcar blanco fino, cortezas de limón.

En un recipiente de barro se mezclan los ingredientes, tenéis que guardar un poco de azúcar, se pone en un cucharón un poco del líquido (sin limón) y se prende, cuando esté ardiendo bien se enciende el resto de la queimada que hay en el recipiente grande, y se deja que las llamas se extiendan por toda la superficie.

A continuación en el mismo cazo se pone un poco de azúcar (seco) y colocándolo sobre la queimada se remueve hasta que quede almíbar y esperamos a que las llamas tomen un color azulado.

 

Mientras removemos debemos decir en voz alta y con voz segura el siguiente conxuro:

Mouchos, coruxas, sapos e bruxas.
Demos, trasgos e diaños, espíritos das nevoadas veigas.
Corvos, pintigas e meigas, feitizos das menciñeiras.
Podres cañotas furadas, fogar dos vermes e alimañas.
Lume das Santas Compañas, mal de ollo, negros meigallos, cheiro dos mortos, tronos e raios.
Oubeo do can, pregón da morte, fociño do sátiro e pé do coello.
Pecadora lingua da mala muller casada cun home vello.
Averno de Satán e Belcebú, lume dos cadáveres ardentes, corpos mutilados dos indecentes, peidos dos infernais cus, ruxido da mar embravecida.
Barriga inútil da muller solteira, falar dos gatos que andan á xaneira, guedella porca da cabra mal parida.
Con este cullerón levantarei as chamas deste lume que asemella ao do inferno, e fuxirán as bruxas a cabalo das súas escobas, índose bañar na praia das areas gordas.
¡Oíde, oíde! os ruxidos que dan as que non poden deixar de queimarse no augardente, quedando así purificadas.
E cando esta queimada baixe polas nosas gorxas, quedaremos libres dos males da nosa alma e de todo embruxamento.
Forzas do ar, terra, mar e lume, a vos fago esta chamada: si e verdade que tendes mais poder que a humana xente, aquí e agora, facede cos espíritos dos amigos que estan fora, participen con nos desta queimada.

Podéis apagar vosotros mismos las llamas o dejar que todo el alcohol se consuma, eso dependerá de si queréis una queimada más fuerte o con menos alcohol. Una vez se hayan apagado las llamas tomar una taza de queimada y disfrutar de su sabor mágico.


Los días previos y posteriores a la noche de las almas hay una gran energía sobrenatural, son días perfectos para realizar una consulta de tarot ya que la videncia e intuición de nuestras tarotistas está muy potenciada por esa gran magia que nos rodea.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *